Los andaluces están de acuerdo con el horario europeo siempre que se respete el tapeo, la comida y la siesta

“Podemos terminar la jornada laboral a las cinco de la tarde si se empeñan, pero casi no habrá tiempo para el trabajo”

 
Según un estudio sociológico llevado a cabo por el Observatorio Manchego-Andaluz (OMA) la mayoría de los andaluces aprueba que a corto o medio plazo se implante el horario europeo.
 
“Con el horario europeo todo son ventajas —ha señalado uno de los encuestados—, terminar a las cinco de la tarde permite conciliar vida familiar y laboral, tener tiempo para el ocio, los hijos, el deporte, pasear… y en fin, ¿a quién no le interesa eso? Pero no hay que olvidar que las tradiciones hay que mantenerlas y mejorarlas. Como está mandado la mañana ha de tener su ratito de bar, la comida siempre en familia, no olvidar la tapita de la tarde con los amigos, entre medias la siesta y el fin de semana a descansar un poco del trabajo. Cualquier otra cosa es ir a menos”.
 
“Lo de terminar a las cinco ¡chapó! ¡Olé al invento y olé al inventor! —ha señalado otro ciudadano— Eso sí, entre unas cosas y otras va estar justito sacar el trabajo adelante. Te dejo, chaval, que llego tarde al documental de animales de la 2 y luego no cojo postura, ¡ánimo con la encuesta!”.
 
El OMA ha calculado que de llegar a implantarse este sistema híbrido por el que se decanta la ciudadanía andaluza, se dedicarían per cápita una media de dos horas diarias al trabajo. Pero entre que uno llega, se centra, orina, toma café y luego a la hora del cierre recoge bártulos y se va despidiendo pues apenas quedarán entre 15 y 17 minutos productivos durante la jornada.
 
Tierra Canalla

Guardar

Autor entrada: danielvilamota

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.